Chistes colorados mexicanos

Los mexicanos, llamamos chistes rojos o chistes colorados a aquellos chistes que tienen ciertas palabras con connotación sexual, no aptos para niños pequeños, pero que los adolescentes y chicos mayores, también pueden disfrutar sin ningún problema.

En este apartado, hemos seleccionado algunos de los mejores chistes colorados mexicanos, para que os hagan reír, aunque sea un poquito. No son excesivamente colorados, más bien suaves.

Según mi farmacéutico, reír es bueno para disminuir el estrés y para mantener el organismo fuerte y sano. Las personas que se ríen, fortalecen su sistema inmunitario y viven mas años.

Así, que les deseo que con los siguientes chistes, les aumenten las defensas. Y si no les hace gracia, pues a fingir, que también es bueno.


Chiste 1:

chiste mexicano 1

En la universidad, el profesor va llamando a los alumnos para ponerles a prueba a través de un examen oral. En ese momento, le toca el turno a una hermosa chica rubia con enormes pechos, que viste con minifalda y escote generoso. Se acerca al profesor moviendo las caderas, guiñando un ojo y poniendo morritos…

Al llegar a la mesa, el profesor le pregunta:

  • ¿Prefieres que te haga el examen o te doy una cita?

La chica se sonroja y responde de manera sexy mientras mueve las pestañas:

  • Prefiero una cita, profesor
  • Muy bien, pues nos vemos el año que viene.

Chiste 2:

chiste mexicano 2

Suena el teléfono:

Ringgg ringgg

  • Hola mi amor, ¿Cómo estás?
  • Muy bien
  • ¿Los niños están bien?
  • Si, ya les di de merendar y están haciendo los deberes.
  • Muy bien, ¿qué me has preparado para cenar?
  • Papitas fritas con filete
  • Qué bien, mi cena favorita! Te adoro! ¿Todo por casa bien?
  • Todo bien, tengo ganas de tenerte aquí junto a mí.
  • Yo también cariño, esta noche ponte el tanga, que ya sabes que me encanta.
  • Si cariño.
  • Venga amorcito, pásame con la señora…

Chiste 3:

chiste mexicano 3

En el colegio, la profesora pregunta:

  • Dígame señorita García, cuál es la parte del cuerpo humano, que según las condiciones, puede agrandarse hasta multiplicar su tamaño por seis.

La señorita se queda roja y dice:

  • Profesora, yo no soy la más indicada, mejor que lo conteste un chico.
  • Señorita, si se hubiera aprendido la lección, sabría que estamos hablando de la pupila del ojo…

Chiste 4:

chiste mexicano 4

Un pecador sube al infierno, y Satán le ofrece una lista de torturas, para que elija el tormento que tendrá eternamente.

El pecador, mira la primera de las torturas, y y descubre un hombre al que le están dando golpes en la cara continuamente. Y piensa:

  • Toda la eternidad abofeteado… Debe ser horrible…

Para a la siguiente sala de tortura, y había un hombre, al que le estaban arrancando la piel a tiras. Según le arrancaban un trozo, le volvía a salir uno nuevo…

  • Este sufrimiento eterno tampoco es para mí.

En la tercera sala de torturas, había un hombre sentado tranquilamente, viendo la televisión y tomándose una cerveza, y a su lado, una hermosa mujer le estaba haciendo sexo oral sin parar.

El hombre le dice a Satán.

  • Esto si, esto para mí.
  • ¿Estás seguro? Mira que es para toda la vida…
  • Si si, segurísimo.

Satán mira a la mujer y le dice:

  • Levanta Carmela, que ha llegado tu sustituto…

Chiste 5:

chiste mexicano 5

Un cura muy espabilado, se bañaba todas las noches en la bañera del convento. Por costumbre, una de las hermanas, solía traerle el agua caliente, y ayudarle para que no se resbalara, todo ello sin ningún pudor.

Un día, la monja acude a la madre superiora y le dice:

  • Madre, he alcanzado la salvación.
  • ¿Y cómo ha sido?
  • El cura Anselmo, ayer en el baño, me enseño su entrepierna, y me aseguró que se trataba de la llave de la salvación. La probé en mi cerradura, y realmente, fue como estar en el cielo.

La madre superiora enfadada le dice:

  • Ese cura embustero, yo llevo 2 años soplando la trompeta del arcángel Gabriel…

Chiste 6:

chiste mexicano 6

La vecina que llama al timbre de su vecino con un camisón transparente y sin bragas.

Al abrir la puerta le dice:

  • Hola vecino, me gustaría beber y hacer el amor toda la noche ¿Usted está ocupado?
  • No, vecina, esta noche precisamente no tengo nada que hacer…
  • Muy bien, pues cuídame al niño, que mañana paso a recogerlo…

Chiste 7:

chiste mexicano 7

Un hombre acude al médico preocupado y le dice:

  • Doctor, ¿Qué me pasa? Tengo el rabo rojo

El médico le examina su miembro y le pregunta:

  • ¿Cómo es su vida sexual?
  • Pues por la mañana le echo dos a mi mujer antes de ir a trabajar. En la oficina, le echo otros dos a mi secretaria, luego al salir, paso por casa de mi amante y le echo tres, y finalmente, después de cenar, a mi mujer le cae otro más…
  • Está claro, usted tiene el rabo rojo porque hace demasiadas veces el amor al día.
  • Uy, menos mal, pensé que sería por las pajas…

Chiste 8:

chiste mexicano 8

El marido se va a trabajar pero antes le dice a su mujer:

  • Cuando vuelva, prepárate, que te voy a dar hasta por las orejas…

Y la mujer le contesta:

  • Por las orejas no, Pepe, que me dejas sorda…
  • Pues hasta hora, no parece que te hayas quedado muda…

Chiste 9:

chiste mexicano 9

Una mujer en el confesionario le dice al cura:

  • Padre, el domingo pasado fui al teatro con Manuel, y al salir, me llevó al campo, me agarró la mano y me sentó junto a un árbol, luego empezó a acariciarme, me besó, y me quitó la ropa… luego…

Y dice el cura:

  • No me digas más… luego ¿te metió el órgano?
  • Verá Padre. Yo de música no entiendo mucho, pero era más tipo flauta…

Chiste 10:

Dos soldados de maniobras y uno le pregunta al otro:

  • Oye, ¿Tú porque has decidido alistarte en el ejército?

Y le contesta el compañero:

  • Yo era soltero y me gustaba la guerra… ¿y tú?
  • Pues yo era casado, y me gustaba la paz…

 

Puntuame!

Leave a Reply